Unos 3.000 años antes de Cristo se inicia esta civilización junto al río Nilo. Se organizó en dos zonas diferentes: el Valle y el Delta, que los historiadores les han dado el nombre de Alto Egipto y Bajo Egipto.



Egipto estaba gobernado por el faraón, que era considerado como un dios viviente al que le reconocían poderes como el de mandar que saliera el sol, que se sucedieran las estaciones del año, que crecieran las aguas del río, etc.

Las crecidas del río Nilo, con las inundaciones que provocaban, fertilizaban las tierras de sus orillas. Los campesinos controlaban estas crecidas mediante canales y drenaban los campos inundados, preparándolos para la siembra. Así, las cosechas eran abundantes. Los cultivos principales eran trigo, cebada y lino (con el que elaboraban tejidos). Recolectaban también papiro, que utilizaban para escribir y para construir barcos, calzado, etc. La ganadería estaba formada por bueyes, ovejas, cabras y cerdos. El dueño de las tierras era el faraón y éste era quien administraba las riquezas.


La sociedad egipcia estaba organizada en diferentes clases sociales, por orden de importancia: sacerdotes, escribas, guerreros, agricultores y esclavos.


Los egipcios eran politeístas (tenían varios dioses). Algunos de sus dioses estaban representados por figuras humanas con cabeza de animal. Las principales divinidades eran: Amón-Ra, Horus, Osiris (dios de los muertos), Ra (dios supremo), Isis, y Anubis. Adoraban también a animales sagrados como el buey Apis o el escarabajo.
Una vez que se había momificado el cuerpo, se depositaba en la tumba acompañado de objetos personales y de ofrendas, e incluso se colocaba una estatua del difunto, por si el cuerpo se estropeaba. La tumba era considerada la morada eterna de los muertos.
Una vez que se había momificado el cuerpo, se depositaba en la tumba acompañado de objetos personales y de ofrendas, e incluso se colocaba una estatua del difunto, por si el cuerpo se estropeaba. La tumba era considerada la morada eterna de los muertos.
Los faraones y los miembros de las capas sociales altas construyeron enormes tumbas: las mastabas (como pirámides truncadas) y las pirámides. Las pirámides más famosas son las de Keops, Kefrén y Micerinos.


No hay comentarios: